Friday August 18,2017
Iniciar pagina principal Quienes somos y que hacemos Mision principal del sitio en internet Como rezar el santo rosario, oraciones, etc. Base de datos de documentos recopilados Servicio de asesoria via e-mail. Calendario de eventos en el bimestre Personas para establecer contacto
 

Introducción


PRIMERA PARTE:

»  El Atéismo

Convertidos:

»  Ateos Convertidos

1»  Agustín María Schowaloff

2»  Illemo Camelli

3»  Charles de Foucauld

4»  Lecompte de Noüy

5»  Joergensen

6»  Eva Lavallière

7»  Charles Nicolle

8»  Henri Ghéon

9»  Huymans

10»  Evelyn Waugh

11»  Peter Wust

12»  Daniel Rop

13»  Leonard Cheshire

14»  Fred Copeman

15»  Adolfo Retté

16»  Takashi Nagaï

17»  Giovanni Papini

18»  Jacques Maritain

19»  Maria Meyer-Sevenich

20»  Alberto Leseu

21.1»  Paul Claudel
Parte 1

21.2»  Paul Claudel
Parte 2

22»  Martin Bormann

23»  Regina García

24»  Ignace Lepp

25.1»  Alexis Carrel
Parte 1

25.2»  Alexis Carrel
Parte 2

26»  García Morente

27.1»  Pieter van der Meer
Parte 1

27.2»  Pieter van der Meer
Parte 2

28.1»  María Benedicta Daiber
Parte 1

28.2»  María Benedicta Daiber
Parte 2

29.1»  Douglas Hyde
Parte 1

29.2»  Douglas Hyde
Parte 1

30»  Dorothy Day

31»  Svetlana Stalin

32.1»  André Frossard
Parte 1

32.2»  André Frossard
Parte 2

32.3»  André Frossard
Parte 3

33»  Sergio Peña y Lilio

34»  Sandra Elam

35.1»  Janne Haaland MatlaryParte 1

35.2»  Janne Haaland MatlaryParte 2

36»  Vladimiro Roca

37»  Narciso Yepes

38»  Leonardo Mondadori

39»  Vittorio Messori

40»  Conclusión
sobre Ateos Convertidos


SEGUNDA PARTE:

» El Judaísmo

Convertidos:

»Judíos Convertidos

41»  Hermann Cohen

42»  Teodoro de Ratisbona

43»  Alfonso María de Ratisbona

44»  Henri Bergson

45»  Edith Stein

46»  Max Jacob

47»  Raphael Simon

48»  Kenneth Simon

49»  René Schwob

50»  Jean Jacques Bernard

51.1»  Eugenio Zolli
Parte 1

51.2»  Eugenio Zolli
Parte 2

51.3»  Eugenio Zolli
Parte 3

51.4»  Eugenio Zolli
Parte 4

52.1»  Karl Stern
Parte 1

52.2»  Karl Stern
Parte 2

52.3»  Karl Stern
Parte 3

53»  Bernard Nathanson

54»  Jeri Westerson

55»  Jean Marie Lustiger

56»  Martin Barrack

57»  José Cuperstein

58»  Sor Mary of Carmel

59»  Reflexiones


TERCERA PARTE:

»  Consideraciones

60.1»  La ciencia
Parte 1

60.2»  La ciencia
Parte 2

60.3»  La ciencia
Parte 3


61.1»  ¿Existe Dios?
Parte 1

61.2»  ¿Existe Dios?
Parte 2

61.3»  ¿Existe Dios?
Parte 3

61.4»  ¿Existe Dios?
Parte 4

62»  Católicos Comprometidos

63.1»  Experiencia de Dios
Parte 1

63.2»  Experiencia de Dios
Parte 2

64»  Conclusión

65»  Bibliografía

 

 

Primera Parte

23» Regina García

Autor: P. Angel Peña O.A.R  

Regina García, durante la guerra civil española (1936-1939), fue jefe del Departamento de prensa y propaganda del Estado Mayor general comunista, con el grado de coronel.

Dice: Tuve la desdicha de ser atea. Envenenada con las falsas doctrinas del racionalismo y del materialismo.

Estaba tan poseída por el error que, por amor a la justicia social, me hice miembro del partido socialista
...

El 4 de mayo de 1936 se propagó entre las clases pobres de Madrid la monstruosa calumnia de que las Damas catequistas, las monjas y los miembros de la Acción católica, habían repartido caramelos envenenados entre los niños de las barriadas obreras para terminar de una vez con la “raza marxista”.

La reacción de las incultas masas populares no se dejó esperar. Acaudilladas por los agitadores encargados de excitar al pueblo, cargaron contra los conventos. Muchos fueron asesinados bárbaramente...

Más de cien personas perecieron entonces en Madrid, sin que las autoridades intervinieran para evitarlo.

También mi madre se encontró entre las víctimas... Pero mi madre no murió. No había perdido ni un solo minuto el conocimiento durante las cuatro horas que duró su martirio. Como me comunicó posteriormente, ofreció a Dios todos sus indescriptibles sufrimientos por mi conversión
21.

Yo poseía todo lo que puede hacer feliz a una persona en este mundo... Y, entonces, Dios me lo quitó todo, para que el dolor y el sufrimiento me volviesen a Él. Por lo pronto, vi fallar la doctrina que había considerado como el objeto de mi vida.

Los hombres, que habían sido educados en las concepciones materialistas se transformaron en fieras tan pronto como se vieron con las armas en la mano...

Mi marido cayó en las redes de una mujer depravada...

Perdí mi casa y mis bienes. Lo perdí todo. Durante una temporada, apenas tuve pan para mis hijos, de los cuales el más joven había venido al mundo en plena guerra, durante el invierno de 1936...

Llegó, entonces, una noche que jamás olvidaré.

Fue todavía durante la guerra civil. Mi niña de seis años, mi dulce favorita, estaba enferma desde algunos días atrás.

Por falta de medicamentos, empeoraba de día en día y en aquella noche temí lo peor. Quedé anonadada de miedo y de pena. Y, en esa hora terrible, me tocó la gracia.

Comprendí que Dios me castigaba en la carne de mi hija predilecta y cayendo de rodillas y anegada en lágrimas, imploré:

“¡Castígame a mí, Señor! Confieso que he pecado contra Ti, tanto que te negué. Pero no me castigues en mi hija inocente. Estoy dispuesta a cualquier expiación”.

A la mañana siguiente, la niña había mejorado perceptiblemente y pronto quedó restablecida por completo.

Fue salvada por la misericordia de Dios y hoy es una muchacha sana y vigorosa
22.

Regina García, desilusionada del comunismo, encontró en la fe católica el sentido de su vida.


21 ib. p. 219.
22 ib. p. 222-223.
   


[Inicio] [ Blog] [Mision] [El Rosario] [Documentos] [Asesorias] [ Política de Privacidad] [Contacto ]

Copyright © 2017 Maria Luz Divina
Impulsada por: TusProductosWeb.com